domingo, 23 de junio de 2013

Lo que haría si no hiciera lo que hago ahora



Hoy por la mañana tenía clases, aunque es Domingo aun las universidades atienden cursos extracurriculares, imagino que es el negocio de la educación, pero a pesar de ello, he tenido buenos profesores, al menos en cursos extracurriculares; me agrada la manera en que los profesores enseñan y la manera en que aprendo pues me parece que es más rápido que ponerme a practicar sin conocer la teoría, y eso es lo que a veces me confunde, si es el profesor el punto de partida de la educación, pero obviamente cualquiera tiene la respuesta y bueno con el pasar del tiempo he llegado a descubrir que así como hay profesores buenos hay profesores malos o que la manera en que dan a conocer un tema pueda no ser la adecuada, puede ser que el profesor sepa mucho de un tema o de toda la materia, pero si no sabe expresar las ideas o su punto de vista, entonces dificulta que nosotros como alumnos podamos aprender.

Lastimosamente, hoy no hubo clases, a pesar que fui y había personas en el salón, pero lo que llamó mi atención no tanto fue que no hubiera clases; mientras cargaba un archivo grande en mi memoria USB, algo de 9GB, me pareció buena idea buscar más información acerca de los asperger, y bueno es fácil encontrar lo que uno busca con las palabras correctas. Encontré información acerca de cómo detectar a un niño con asperger, pero qué hay si ya no soy un niño, me sentí algo excluido, pero al fin y al cabo creo que el comportamiento no variaría mucho si es que hablamos de un muchacho con casi los mismos problemas. También encontré un test para saber si eres asperger, y un test para saber si tu hijo es asperger, en toda forma creo que no son muy precisos, ya que si no me gustase la idea que conozcan si soy o no soy asperger o el simple hecho que me etiqueten con una enfermedad (o síndrome), sería fácil para mí decidir responder de una manera correcta, sólo pensando en cómo lo haría alguien que no lo.

Buscando por una y otra página me puse a leer acerca de lo que un asperger pasa y casi me describían por completo, casi todas las cosas que allí contaban eran o habían sido parte de mi vida, pero me puse a pensar que cuando era niño me decía a mí mismo que soy era una persona normal, sin ninguna desventaja y es que así me sentía, no tenía dificultades para hablar con mis amigos, si bien tenía pocos, aunque me avergonzaba un poco hablar con niñas, pero en época de colegio, era como ley no hablarles, era como innecesario, como si ellas fueran de otro grupo. Las interacciones con los profesores eran casi perfectas, no era muy aplicado cuando niño, pero tenía calificaciones cerca al promedio, no me descuidaba de estudiar, sin embargo no era el más aplicado de la clase, al menos en la primaria. Realmente las cosas que eran un deber no me interesaban, pero a pesar de ello era ordenado en casa, lo cual me pone a pensar más en cómo se originó todo esto del asperger, y creo que lo descubriré cómo corregirlo pronto.

Ya de regreso decidí ir en dirección contrario, aquí en Perú, tenemos el “Metropolitano” que es una especie de “metro” basado en buses y paradas, ingenioso ya que usa buses que pueden reemplazarse en caso de desperfectos en vez de trenes como los del subterráneo de otros países, aunque según dicen las noticias que las estimaciones en pérdidas son mayores que las ganancias, debido a esto el costo del pasaje subió; a pesar de ello, los usuarios continúan usándolo. Pues bien, en ocasiones siento que es agradable viajar en el Metropolitano ya que me da la oportunidad de bajarme en cualquier estación por el mismo costo al momento de entrar en cualquier estación, y además si me paso de estación, puedo subir al bus de regreso sin costo alguno, siempre y cuando permanezca dentro de las estaciones. Lo que me ha llevado a aprovecharme un poco del servicio, ya que en ocasiones, como la de hoy, cuando me entero que no hay clases, aprovecho para ir hasta la última estación, mirar por la ventana y pensar de muchas cosas que suceden a mi alrededor, aunque esto a veces me da la impresión de pérdida de tiempo, lo pienso dos veces para darme cuenta que si no había clases de todas maneras estaría perdiéndolo. Así que la mejor manera de aprovecharlo es usando un servicio que me permita relajarme un poco mientras medito acerca de mis problemas.

Pues bien, en el recorrido me encontré con unos muchachos que estaban en la parte trasera, que es la parte del motor, por razones de seguridad y en parte porque muchos lo hacen, han colocado un letrero que prohíbe que las personas permanezcan en ese lugar, tanto por el peligro como por lo que no es una zona para personas. Pues bien estos muchachos muy extrovertidos se golpeaban unos a otros expresando su compañerismo, es normal cuando están en un grupo de amigos, creo. Aunque se excedían un poco pues una señora estaba molesta porque sus empujones en ocasiones llegaban hacia ella. En sí, esta parte del recorrido, me pareció interesante, la mayoría de los muchachos tenía un aspecto similar, usaban casi el mismo vocabulario y se divertían en grupo, no es que no lo haya hecho antes, sino que ahora me preguntaba desde hace cuándo que no hago algo así, y quizá la respuesta no la tengo en la punta de la lengua. Quizá nunca he hecho algo así, me puse a pensar, entonces cuándo lo haré, poco a poco me daba cuenta que no había tenido mucha interacción social y que a pesar que algunas cosas las hacía solo, no es lo mismo hacerlas en grupo, pero tampoco una es menos que la otra.

Quería tomarme fotos, en la parte en que ellos estaban, como una diablura, es decir, estar en el lugar prohibido, sonreír y tomarme una foto que pueda subir al blog :D, por qué no. A veces verme en un video o verme en las fotos que yo mismo tomo es algo divertido para mí, y logro ver a una persona que todavía no conozco del todo, eso es algo que está comenzando a gustarme, pues llego a ver más cosas en mí mismo que en otras personas.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

No se permite el uso de links, plabras obsenas o contenido que pueda herir la sensibilidad de los lectores.